Consejos posteado por

Max Martin: El secreto mejor guardado del pop

Max Martin: El secreto mejor guardado del pop

Ya componer una canción no es una tarea sencilla, imaginate lo complicado que es haber escrito una cantidad abrumadora de hits y que tu porcentaje de éxito sea altísimo.

Esa es la historia de Max Martin, o de Karl Martin Sandberg si te gustan los nombres escandinavos, uno de los productores/compositores más prolíficos y exitosos de la música pop de los 90 a esta parte. Para que te hagas una idea el tipo tuvo 17 temas como número uno en el ranking de Billboard. Es muy complicado encontrar un éxito del pop que no haya sido compuesto, co-compuesto o producido por este monstruo infernal.

Lo más curioso del caso es que a pesar de haber tenido una participación tan importante en un movimiento de tal masividad como es el pop, Max Martin es desconocido incluso para mucha gente que tiene cierta familiaridad con algunos productores.

Quincy Jones, Phil Spector, Bob Rock y Rick Rubin son más conocidos que Martin por citar algún ejemplo. Y ni hablar de los productores de rap como Dr Dre, Puff Daddy (¿se sigue llamando asi?) o Kanye West.

Estoy seguro de que te hartaste de escuchar “As long as you love me” de los Backstreet Boys ya sea porque lo escuchabas hasta en los ascensores o porque sufriste a tu hermana con su voz de adolescente chillona endiosando a esos muchachos . Detrás de ese pegadizo tema, por ejemplo, estuvo la mano de Max Martin.

Sé lo que estas pensando pero no te adelantes en regalarle una puteada, la idea del artículo no es discutir si la música pop que hizo será recordada como lo mejor de la historia. En este caso no es tan importante porque lo que quiero es compartir con ustedes la historia de una persona que tiene mucho tacto para crear canciones que le gustan a la gente. La discusión subjetiva de si es el equivalente musical a la comida rápida la dejamos para otra ocasión.

Algo de historia: Del heavy metal a Britney Spears

Si, es muy poco heavy producir y componer para la princesa del pop. No lo veo a Ozzy Osbourne en ese papel tras un raid de aspirar hormigas o beber su propia orina. Sin embargo la historia de Martin siguió ese particular camino y es cuanto menos curioso.

Nació en 1971 en Estocolmo y a los 14 años ingresa en la banda de glam metal “It’s Alive”, la banda tuvo un relativo éxito en Suecia y eso empujó a Martin a abandonar el secundario para seguir una carrera a tiempo completo en la música.

El hecho que se podría decir transformó su vida fue cuando consiguen un contrato discográfico con Cheiron Records del también productor Denniz Pop. Durante este contrato graban dos discos sin demasiado éxito comercial, sin embargo lo interesante de esta parte de la historia es que Max empieza a colaborar con Denniz quien lo ve como alguien con habilidades para componer canciones pop y se convierte en su mentor.

Pop ya tenía cierto éxito en Europa y era reconocido como productor: había trabajado con Ace of Base y ya tenía varios número uno en su haber. Sin embargo hubo un suceso que cambió tanto su vida como la de Martin para siempre: Producir a los Backstreet Boys.

Los Backstreet Boys eran un grupo de adolescentes formados por el magnate Lou Perlman y ya habían tenido presentaciones a lo largo de EEUU sin embargo es en 1995 cuando deciden ir a Suecia a conocer a Pop y a Martin. Cuando se encuentran cantan para Martin y Pop en una cafetería generando una gran primera impresión. A partir de este hecho el éxito estaba asegurado y creo que ninguno de las dos partes se imaginaba la masividad y alcance que el grupo iría a alcanzar.

No toques ese piano todavía: Su método de trabajo

Acercamiento a las teclas de un piano eléctrico.

El piano/teclado suele ser el instrumento preferido por muchos compositores por su versatilidad.

Cualquier persona que haya tenido un mínimo contacto con la música pop y más aun con la música pop de los últimos años sabe que la melodía es lo más importante por una simple razón: Vivimos en la era de la hiper-información y no tenemos ni tiempo ni ganas de recordar demasiadas cosas más allá de las que nos llaman la atención rápidamente .

Esto Martin lo sabe muy pero muy bien y por eso él en su flujo de trabajo no suele tocar ningún instrumento hasta tener una melodía más o menos moldeada. Esto porque considera que el instrumento en si puede de cierta manera influir en la melodia y el considera que eso no siempre es bueno.

En una primera etapa interactúa con una grabadora de mano para así poder recordar sus ideas. Cuando considera que tiene una melodía ya trabajada pasa al instrumento.

Los primeros 5 segundos: Una sola oportunidad para causar una buena impresión

Otra de las máximas de Martin es que para él la canción tiene que llamar poderosamente la atención durante los primeros 5 segundos de la misma. El lo define de una forma un poco más tajante: “Los primeros 5 segundos son la canción”.

Veamoslo de otra manera: La industria del pop puede tener mucho glamour aparente o estar edulcorada hasta extremos inimaginables pero no es Disneylandia.

Es ultra-competitivo (pensemos en American Idol y esa nefasta manera de pensar el arte) y no hay tiempo para divagar. ¿Tenés ganas de expresar tus sentimientos?  Me alegro pero yo esta radio la tengo para hacer plata y mientras más mejor entonces me interesa lo masivo y lo que venda. Desde esa mentalidad parte la forma de componer de este tipo de productores, eso no quita que si se lo propusieran podrían hacer cosas que salgan completamente de ese molde.

En ese ambiente ultra-competitivo tenés que mostrar el “gancho” lo antes posible. No me hagas esperar 4 minutos y medio para escuchar un estribillo: Empezá por el estribillo.

Esto de introducir el gancho lo antes posible no es exclusivo del pop más comercial: Pensemos en Whole Lotta Love de Zeppelin o Smoke on the Water. Es lo primero que escuchás y lo que se te queda grabado.

En el caso de la música de Max Martin, pensemos en Oops I did it again the Britney Spears o en Get Down de los Backstreet Boys: El gancho lo encontramos en los primeros segundos.

¿Canción a medida o canción masiva?

Max Martin a diferencia de muchos compositores del pop el suele trabajar directamente con el artista y no suele componer temas en cantidad para luego distribuirlos.

Esto porque algunos productores lo que hacen es componer temas e ir ofreciendolos a distintos artistas para ver cual lo acepta por considerarlo apto para sus necesidades. Por citar un ejemplo:  “I don’t wanna miss a thing” de Aerosmith fue escrita por Diane Warren pensando en Celine Dion quien la rechazó.

Esta forma de hacer las cosas es completamente válida pero deja librados al azar algunos detalles. Para Martin las canciones tienen que ser pensadas para cada artista y eso tuvo seguramente un impacto importante en la calidad de sus composiciones.

Analizando la obra de Max Martin

Veamos algunos temas compuestos por Martin y tratemos de diseccionarlos lo más posible de manera de tratar de entender los elementos que suelen tener en común. 

We’ve got it goin’ on – Backstreet boys

El tema empieza con una melodía corta a capella y el motivo principal es introducido a los 7 segundos. En esencia introduce el estribillo/gancho a los 7 segundos y lo repite a lo largo de toda la canción. Esto es lo que todos van a recordar del tema y lo que se les quedará en la memoria. El motivo en si consiste en aproximaciones cromáticas a la triada de un acorde menor

Algunos puntos a destacar:

  • La batería tiene una relevancia bastante importante, muchas veces por encima de los instrumentos armónicos.
  • En el tema se introducen muchas variaciones como después del primer estribillo cuando la batería baja de volumen y se le da una preponderancia mayor al bajo. Estas variaciones contribuyen a mantener la atención del oyente.
  • Después del segundo estribillo incorpora un puente donde baja la intensidad de todo, queda sonando un hi-hat y un pad de fondo con la voz encima. Este puente sirve como transición para reintroducir el motivo y que tenga cierto impacto.
  • Finalmente el outro sigue incorporando el gancho del tema y hacen una especie de contrapunto con dos melodías presentadas con anterioridad: La melodía del acapella del principio y con el gancho mismo. Como podemos observar no tienen la misma rítmica pero funcionan juntas a la perfección.

It’s my life – Bon Jovi

Se nos introduce un motivo rapidamente,  es tanto rítmico como melódico. Además usan el Heil talk box que es un elemento muy característico de Richie Sambora.

Dentro de la instrumentación también observamos como usan samples para la batería para reforzar un poco el sonido y hacerlo más grande de lo que realmente es. La voz entra a los 9 segundos de iniciado el tema, vemos nuevamente que no hay tiempo que perder.

El motivo de la introducción se sigue repitiendo como respuesta a la línea vocal y ya en el segundo 26 tenemos el pre-coro que oficia creando cierta tensión para que la transición al estribillo sea más potente. El estribillo o gancho se nos presenta en el segundo 33.

Se repiten los mismos patrones porque no hay tiempo que perder. No se pueden dar el lujo de llegar  al minuto y medio o al  minuto cincuenta para hacernos escuchar lo que ellos consideran lo más importante (siempre en la música popular el estribillo es algo que puede funcionar por si solo y resume a la canción).

La estructura es similar aunque tiene menos variaciones que en el anterior ejemplo. Después de la segunda estrofa introduce un solo de guitarra que es relativamente corto comparado con otros solos del género y alrededor de 2:34 introducen un puente que tiene exactamente la misma función que en el ejemplo anterior: Cambiar el ambiente repentinamente y construir tensión para que la transición al estribillo final tenga mas sorpresa.

Britney Spears – Baby one more time

Y acá como por arte de magia volvemos a encontrar los mismos elementos: El motivo del teclado que es más rítmico que melódico es lo primero que se escucha y se irá repitiendo a lo largo de la canción. No es el gancho melódico pero es un motivo memorable.

La estrofa arranca en el segundo 12 y observamos un protagonismo similar al de la batería en el tema de los Backstreet Boys.

El estribillo en este tema llega en el segundo 44 y vemos que casi siempre podemos escuchar el gancho antes del primer minuto.

La canción tiene una estructura similar a los dos ejemplos anteriores, el puente ejerce la misma función hacia el estribillo y es el lugar de menor intensidad en toda la canción.

Otra de las características es el uso de ganchos líricos: El “baby” se repite más veces que el “fuck” en The Big Lebowski y es otra de las formas de hacer más pegajoso o memorable el tema.

Conclusiones:

La idea del artículo era presentar a Max Martin, un tipo que estuvo involucrado directamente con una abrumadora cantidad de éxitos del pop durante los últimos 20 años. Lo más llamativo es el perfil de cierta manera bajo que tiene y la poca cantidad de información que se encuentra de él en comparación con la de otros productores conocidos.

La calidad de la música es discutible, lo que no se puede negar es que tiene la habilidad de crear canciones que le gusten a la gente y en cantidades industriales.

En mi opinión toda la música popular desde el tango hasta el death metal tienen elementos formulaicos más o menos acentuados y es muy difícil innovar en la estructura de la canción popular porque es algo que tenemos incorporado desde que nacemos.

La única diferencia es que para mucha gente la melodia y el gancho son un medio y para gente como Max Martin este tipo de elementos son un fin, la canción existe para contener ese gancho que se incrustará en el cerebro de las multitudes.

Yo particularmente si bien disfruto de analizar o de diseccionar este tipo de música y puede que se me pegue algún que otro estribillo no podría escuchar un disco completo de Britney Spears o de los Backstreet boys porque no me llama la atención más allá de algunos detalles. Disfruto mucho más el pop de Motown por ejemplo, pero eso no quiere decir que no valga la pena hablar sobre un tipo responsable por el éxito de varias carreras discográficas.

8 Comentarios

  • de donde vengo puedo dedicarme toda la vida a repetir las formulas de martin pero creo q no habria ningun efecto excepto frustrarme de hacer lo q no me agrada ,pero por otro lado si estuviese en un lugar(y con los contacto de management indicados) donde fuese facil catapultar un par de exitos pop quizas lo haria muy bien

    • Si, en realidad la idea del artículo era exponer la existencia de este tipo que si bien compuso todos esos temas es poco conocido en comparación con otros productores.

      También hablé de que no tiene demasiado espacio la expresión artística y por eso creo que nadie debería repetir ninguna formula si no está convencido de hacerlo.

      En cuanto a tener contactos en la industria discográfica, creo que se pueden catapultar algunos éxitos pero 17 #1 de Billboard hablan de que Martin es una persona que en lo que hace (componer éxitos comerciales) es una bestia.

      Un saludo y gracias por comentar.

  • Hola! genial el articulo, aunque el si es muy conocido y hay información sobre el.
    Pueden ver los créditos de los trabajos que ha realizado aquí.
    http://www.allmusic.com/artist/max-martin-mn0000394427/credits
    Gracias por hacer este tipo de artículos. Mucha gente te lee hermano.

    • Que tal Camilo, la verdad es que si hay bastante información sobre Max Martin aunque la que yo pude indagar en castellano era algo acotada a su rol de superproductor (sus éxitos y el rol de él en el pop de los 90) pero no tocaba mucho la parte musical o de producción propiamente hablando aunque quizás no busqué del todo bien, de todas formas creo que un punto de vista más no hace daño. Un saludo y muchas gracias por tu comentario.

  • Bastante de sicologia han de manejar tambien estos productores que saben como llegar a las masas; a traves del tiempo he comprendido y analizado este factor estructural de la musica, el cual tiene una especie de magia extraña ya que pareciera ser que ahi es donde esta el secreto para hacer de la musica algo expansivo y probablemente lucrativo… obviamente los gustos musicales son algo subjetivo, pero grandes bandas del rock para mi, incluso Dream Theater, aplican o han ido aplicando mas marcadamente a traves de su evolucion, la estructura pop (popular) y la cual puede ser desarrollada con maestria, como en el caso de A-HA o Faith no more, Bjork y tantisimas grandes bandas del rock. Finalmente todo va en lo que busquemos personalmente, si queremos hacer dinero o si realmente queremos hacer obras que perduren en el espiritu de los oyentes. Como siempre, excelentes tus articulos profesor Jorge!!!! sos un grande, saludos desde chile!!

    • Hola Pancho, muchas gracias por tu comentario, la verdad es un gusto. Con respecto al manejo de la psicología, no se a ciencia cierta si estos tipos tienen un manejo consciente de la disciplina pero seguro que entienden lo que le gusta a la gente o quizás se podría decir que entienden muy bien el comportamiento humano.

      Un saludo y gracias de nuevo por tus palabras.

  • hola! , me encanto tu articulo , me ayudara bastante para mi exposición sobre Max Martin en mi universidad , estudio música – producción musical y admiro el trabajo de este capo!

    • Hola Gustavo, que bueno que te haya gustado y te vaya a servir. La verdad es que Max Martin es una máquina de hacer hits y como tal merece la pena estudiar lo que hizo y tratar de ver como lo hizo que es igual de importante.

      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Posts Relacionados

Buscar

Nos gusta que te guste

Tweets Recientes